jueves, 15 de septiembre de 2016

El apoyo del Guardián

El último elemento publicado en castellano que me faltaba para completar mi colección de suplementos para ese gran desconocido que es el Rastro de Cthulhu no es sino el típico kit del Guardián, el combo de pantalla y libreto destinado sólo para los ojos de aquél que hará la vida de los investigadores más difícil. Veamos lo que contiene.


Este conjunto de elementos está publicado por Edge, como el resto del material disponible para esta línea de juego, y se compone de un libreto en rústica grapado con ilustración exterior a color y una nada desdeñable cantidad de 68 páginas, y una pantalla de tres cuerpos vertical en cartulina blanda.


La pantalla de juego cumple la función de cualquier otra, con una ilustración que mostrar de cara a los jugadores, que es bastante oscura y cuesta un poco ver, y por la otra cara trae tablas y ayudas para poder acceder a las tablas más necesarias de una partida. Entre ellas destaca la de armas, que ocupa un cuerpo ella sola, y la de Estabilidad, el primer paso para que la cordura se aleje de los investigadores.


El libro de apoyo en este caso no trae una aventura, como suele ser habitual en estos libretos. En este caso se han incluido algunos extras para dar más profundidad a las partidas. Entre esos extras se encuentra una mayor introspección en las habilidades de los personajes, con sugerencias para su uso incluidas y posibles beneficios asociados a ellas, más profesiones entre las que poder elegir.


También se lista un amplio elenco de personajes no jugadores disponibles para el Guardián que incluyen ganchos para introducirlos en cualquier partida ambientada en una partida en Estados Unidos. También hay otros personajes cuya descripción es más breve ya que están pensados para ser secundarios y sicarios listos para cuando sea necesario introducir a alguien y el Guardián no haya previsto su aparición. 


Por último se incluye un resumen de reglas para tenerlas más a mano respecto a Cordura y Estabilidad que complementa lo que se indica en el manual básico. 


Este equipo del Guardián no es obligatorio para jugar al Rastro de Cthulhu, pero sin duda será un complemento útil para alguien que quiera sacar más jugo al sistema, busque ampliar las opciones de profesión de los investigadores y desee tener un elenco de personajes preparados para usar. Aunque se echa en falta una aventura, a partir de los ganchos es posible improvisar una rápida visita a estos lugares donde la cordura es un bien escaso y preciado. 


Es un suplemento destinado para coleccionistas o amantes del juego, no necesario para un jugador que tan sólo busque un rato de ocio con un precio bastante ajustado, casi 20 euros, para su contenido y bastante difícil de conseguir hoy día a menos que la editorial decida que lo reeditará junto al manual básico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario