jueves, 16 de abril de 2015

La Prueba de Hierro, ¿otro Harry Potter?

El pasado año, posiblemente siguiendo la estela del famoso niño mago, surgió otra saga de características similares creada por dos autoras de renombre. El usar una trama similar a un bestseller siempre tiene sus peligros, las comparaciones son odiosas, pero también puede que el aliciente de captar la atención de los lectores que demandan ese tipo de aventuras. ¿Qué tal en este caso?


Escrito por dos autoras de reconocido nombre en el mundo de la literatura juvenil, como son Cassandra Clare (Cazadores de Sombras entre otros) y Holly Black (Crónicas de Spiderwick entre otras), el punto de partida no puede ser más interesante. En castellano ha sido editado en tapa dura con sobrecubierta de mano de la editorial Destino y cuenta con 299 páginas numeradas. La portada no puede recordar más a las aventuras del niño mago, con tres protagonistas, dos chicos y una chica, y una figura extraña y enmascarada muy similar a los seguidores de Quien-tú-sabes. Se trata de la primera parte de una saga llamada Magisterium, cuyos entresijos va a presentar La Prueba del Hierro.


La trama gira en torno a un estudiante Callum Hunt, un chico con algunos problemas físicos que arrastra desde su infancia y que nunca ha destacado en nada, pero que un día se ve llamado a realizar una prueba para entrar en Magisterium, una escuela exclusiva para magos. Su padre es reacio a ello, pero se ve forzado a llevarlo y después a que sea seleccionado por uno de los profesores como alumno. Pese a su miedo inicial, propiciado por la animosidad de su padre hacia el lugar, Call acaba por comenzar a apreciar un lugar donde aprende lo que es tener amigos, a sentirse apreciado, a ser especial y tener algo en lo que sea capaz de destacar. Mientras esto ocurre, un antiguo conflicto contra un mago llamado Enemigo de la Muerte se reaviva, afectando directamente a la escuela y a los recién llegados alumnos. ¿Podrán los jóvenes magos superar estos obstáculos y superar la prueba de hierro? 

"No Escoges la Magia, la Magia te Escoje a ti."

El protagonista compartirá páginas principalmente con sus dos compañeros de grupo de clase, Tamara y Aaron. Es imposible que este grupito no recuerde a Harry, Ron y Hermione. Call (que sería equivalente a Harry) es también huérfano, aunque sólo de madre, y guarda un terrible secreto aunque, al contrario que Harry, físicamente no puede destacar debido a una lesión en la pierna. Aaron (que sería equivalente a Ron), es guapo y físicamente fuerte, esto no se parece a Ron, y tiene un papel importante que jugar en el futuro de los magos. Tamara (equivalente a Hermione) es la chica inteligente del grupo y con más conocimientos (en esto son iguales) aunque se menciona que es guapa y popular (algo que Hermione no consigue hasta el tercer libro de la saga del niño mago). Se aprecia la presencia de un antagonista principal, el Enemigo de la Muerte, cuyos inicios no fueron tan terribles como los de lord Voldemort ni sus aspiraciones tan egoístas, aunque finalmente se convierta en adversario y esté a punto de destruir el mundo (durante la guerra es cuando muere la madre de Call) y en principio no actúa directamente sino a través de sus esbirros. Los personajes secundarios cumplen, sin que por ahora lleguen a destacar por una personalidad acentuada, al igual que el resto de los compañeros del grupo protagonista, destacando Drew, al que le gustan los caballos; Jasper, por su animosidad con Call; y la dulce Celia.


El libro se hace ameno y divertido. Para quienes disfrutamos con Harry Potter es una buena saga que interesa leer. Pese a sus obvias similitudes, a quien le gustan estas aventuras de niños magos y malvados antagonistas va a disfrutar leyendo sus páginas y rememorando a la par las de Potter y cía. Todavía está por ver si conforme avance la historia la trama seguirá una línea que la diferencie más de su predecesora o si transcurrirá de forma paralela aprovechando el tirón de sus autoras y de los lectores que antaño leyeron la otra saga. Su precio no puede ser más asequible, 14,95€ y la presentación está muy cuidada por lo que quien quiera animarse a recorrer otra vez los caminos de la magia a través de los ojos de los niños no tiene excusa para no hacerlo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada