jueves, 22 de noviembre de 2012

Saint Seiya: Los Caballeros del Zodiaco

Después de un descanso comiquero, aquí va una nueva entrada del tema. Esta vez vamos con uno de los clásicos del manga japonés, editado varias veces en nuestro país. Llegando como serie de animación hace ya bastantes años, Los Caballeros del Zodiaco fue una serie de bastante éxito, y culto, que perdura incluso en la actualidad. Esta saga, ya larga en su edición original, continúa hoy día con nuevas entregas, figuras y manga, prueba de que sigue estando en plena forma.



Saint Seiya, como se llama originalmente la obra, fue creada por Masami Kurumada en 1986. Este autor, nacido en Tokyo en 1953, comenzó su carrera como dibujante manga a los 20 años, con la publicación de Sukeban no Arshi. A esta obra, seguirían después Ring ni Kakero, su primer gran éxito; Fuma no Kojiro, Raimei no Zaji y Otoko Zaka entre otros. Ya en 1986 escribiría Saint Seiya, una obra que consta de 28 volúmenes y fue llevada con gran éxito a la televisión tanto con serie, dividida en sagas, como varias OVAs, aunque no ha sido hasta época reciente que ha visto al fin la saga Hades también en anime. 


La historia tiene siempre un único protagonista, Seiya, Caballero de bronce de Pegaso, y sus amigos y aliados que luchan por proteger a la diosa Atenea, descendida a la tierra en la figura de una joven llamada Saori Kido. Durante sus batallas por proteger a la diosa y a la Tierra, están obligados siempre a sobrepasar sus propios límites, en la forma de una energía llamada Cosmos, que les permite hacer proezas inalcanzables para los demás mediante una serie de técnicas aprendidas de sus maestros que las canalizan. Todos ellos están unidos a una constelación, cuya armadura (Cloth) portan como protección.


Esta historia está dividida en varios capítulos, comenzando por el del Santuario, donde luchan porque se reconozca a Atenea y la instauran de nuevo a su lugar como señora del lugar; la saga de Poseidón, donde Atenea intenta detener al dios que pretende inundar el mundo bajo las aguas ofreciéndose como sacrificio, lo cual hará que sus caballeros libren una nueva batalla para salvarla; y la saga Hades, posiblemente la más interesante de las tres donde los caballeros habrán de enfrentarse a la más terrible y dura amenaza: la vuelta al mundo de los vivos del señor de los muertos. En cada una de ellas se presentará a enemigos y aliados que les ayudarán en el camino o con los que tendrán que luchar para lograr su destino, que alcanzarán tras mil y un sacrificios por norma general. 


Lo más interesante de todo, aparte del dibujo que, aunque clásico, no pierde un ápice de su fuerza con el paso de los años, es sin duda la profundidad de los vínculos que unen a este grupo de chicos que conforma el núcleo de la historia, ensalzando los valores de la amistad, el amor y la justicia, la hermandad entre un grupo de chicos y el espíritu de sacrificio por conseguir un fin superior, unos valores de los que adolecen muchas historias más modernas o que parecen dejar a un lado a favor de otro tipo de prioridades. 


Tal vez sea por esto, o tal vez no, pero Saint Seiya fue capaz de ir más allá de la obra original y evolucionar, creando una saga mayor. Ya no necesariamente bajo la pluma de Masami Kurumada, pero sí bajo su supervisión, han crecido varias historias nuevas como son Saint Seiya Episodio G, Saint Seiya Lost Canvas; Saint Seiya Next Dimension; y el reciente Saint Seiya Omega en anime, lo cual indica que habrá Caballeros del Zodiaco para rato todavía. 

Otra prueba de su éxito es la proliferación entre los fans de la compra de los llamados Myth Cloth, las figuras a escala de todos los Caballeros que han salido en los diferentes episodios de la saga con un nivel de detalle que las hace dignas de cualquier estantería, así como elementos para crear dioramas con ellos y merchandising diverso. Es por todo esto, entre otras cosas, que no queda sino rendirse ante la fuerza de estos caballeros y su insigne: ¡Dame tu fuerza, Pegaso!

2 comentarios:

  1. El mejor manga que he leído cuya serie anime, lo siento mucho fans, no hace nada de justicia a la lectura de los mangas.

    ResponderEliminar
  2. Tengo que coincidir, la serie de la tele está muy bien, sobre todo la saga Hades, pero el cómic es mucho mejor.

    Gracias por comentar :)

    ResponderEliminar